Elige tu editorial de confianza

01 Octubre, 2019

Todo escritor desea ver su obra publicada, bien sea en la web o en cada librería de su ciudad y recibir ganancia por ello, sin embargo, son pocos los que logran hacerlo realidad. Generalmente esa joya en la que tanto trabajaron termina en un estante lleno de polvo en una librería o perdido en la web, todo por una mala gestión de la editorial.

No hay algo más perjudicial para un escritor que elegir mal la editorial para publicar su libro. Es común escuchar o leer de personas que han tenido malas experiencias con algunas editoriales y han terminado estafados por editoriales falsas o con una carrera manchada por una mala edición de lo que puedo haber sido un best seller. 

Aquí en Esstudio Ediciones te damos algunos consejos para que identifiques a una editorial fiable. 

Investigar 

Como buen escritor debes leer e indagar sobre las posibles editoriales en las que deseas publicar, invierte el tiempo que sea necesario hasta que estés seguro, porque es cierto cuando dicen que “por los frutos se conoce el árbol”, si la empresa que vas a contratar no tiene buenas referencias, simplemente ¡no lo hagas!

Busca información sobre la empresa, lee lo que te ofrece, cuánto tiempo tiene en el mercado, quiénes trabajan en ella, si son profesionales en el área o no. En caso de ser una editorial online, debes esforzarte más para conocer toda la información del sitio web y en este caso evita hacer pagos si no estás seguro del portal. 

Referencias

Un gran error que cometen los escritores es fiarse en cualquier agencia, editorial o portal web sin antes indagar sobre sus referencias.

Lee lo bueno pero también lee lo malo. Hoy con la rapidez de respuesta que proporciona la Internet, las personas suelen dejar comentarios sobre sus experiencias, ya sean positivas o negativas; valora y saca tus conclusiones. 

Busca trabajos anteriores publicados por ella. Mira la calidad, gestión de mercadeo, posicionamiento en la web o en el mercado físico, las críticas de los autores de esos libros hacía la editorial. Recuerda, ¡es de sabios aprender de los errores de otros! 

Toda gran editorial debe tener buenas referencias. Existen institutos y asociaciones que se encargan de evaluar y valorar la labor de estas empresas, te sería de gran utilidad conocerla, solo tienes que buscar esos informes y ver en qué posición está la editorial en comparación con otras. 

Conocer la editorial 

En caso de querer publicar en una empresa tradicional debes conocer bien la editorial y saber si tu escrito es adecuado para ella. Para eso debes estar claro de tu obra, el género, a qué público va dirigido y qué esperas alcanzar. Luego que hayas respondido esas interrogantes y tenéis una posible editorial ahora debes conocer de ella lo siguiente:

¿Qué tipo de géneros publica? ¿Cuál es su público? 

¿Publican autores noveles o nacionales?

¿Apuestan por autores mediáticos?

¿Existe algún libro en sus publicaciones un libro sea muy parecido al mío?

Algunas de estas respuestas te ayudarán a conocer si verdaderamente estás ante la empresa indicada. Existen editoriales especializadas, como las de poesías, novelas, libros de ciencias, educativos, acción, ficción, romance, infantiles… y cada una conoce bien su mercado, las características particulares que debería tener una obra de acuerdo al género, así como las estrategias adecuadas para promoverla con el fin de alcanzar el mayor éxito en ventas.

En caso de preferir un servicio online de co-edición o de autoedición también es importante conocer algunos aspectos de la editorial como la trayectoria, obras publicadas y servicios que te brindan. 

El mundo del internet es muy grande y existen innumerables páginas falsas cuyo fin es estafar a las personas. Evita aquellas que posean exceso de publicidad y promociones o en las que te insisten hacer pagos por adelantados.

Compromiso y responsabilidad 

Otro característica que distingue a una buena editorial es sin duda el compromiso adquirido por los editores para con la obra desde el inicio. Un autor novel desconoce el mundo de la edición y publicación, al igual que las tareas que esto conlleva, como los son diseños de portadas y cubierta, maquetación para la impresión, publicaciones digitales, sobretodo la gestión de requisitos legales (ISBN internacional), correcciones y, por supuesto, la distribución; por lo que todo esto será completa responsabilidad de la editorial.

Cuando una editorial acepta editar y publicar tu escrito se está haciendo responsable de él, se compromete en cumplir con todo su proceso hasta el fin último –establecido previamente-, por lo que es importante que al inicio del contrato queden claros los términos y condiciones por las que se está firmando. 

Elijas irte por el camino de las editoriales tradicionales, las agencias literarias o las co-edición, debes recordar que ellos tienen el deber de editar, maquetar, distribuir y promocionar tu obra, pero si no te ofrecen eso entonces estarás auto-editando. (Ver artículo: Consejos para poder editar tu propio libro). 

Una editorial seria y de confianza debe cumplir con lo establecido en un contrato, bajo los conceptos de pago antes definidos. No debería pedir montos distintos a lo establecido. ¡Cuidado con las estafas! 

Muchos casos como estos ocurren a diario, es por ello que tenéis que conocer bien a quien le das tu dinero, tenga mucha trayectoria o poca, todo va a depender del nivel de compromiso de la empresa.

Ser respaldado por una editorial puede ayudar a que tu obra sea leída y recomendada, pero de la misma manera, ser patrocinado por una editorial que tenga una mala reputación puede ser la causa que tu obra no tenga demasiado éxito.